No podemos resolver problemas pensando de la misma manera que cuando los creamos. Esta frase de Albert Einstein sirve para ilustrar que ante situaciones complejas y obstáculos, la mejor forma es plantear acciones diferentes.

Las empresas en su día a día se ven abocadas a cambiar el paso de sus estrategias de forma ágil y eficaz para lograr mejores resultados. Para ello,  es necesario contar con la información idónea en el momento oportuno que ayuda a poder decidir con más acierto y establecer qué hacer. Esto requiere algo tan simple y complejo a la vez como  aprender a resolver problemas, lo que lleva a menudo plantear preguntas adecuadas para encontrar respuestas.

Resolver un problema es hallar sin más la respuesta a una cuestión, descifrar ciertas incógnitas, lo que conlleva saber cómo actuar Clic para tuitear

¿Qué es un problema?

En primer lugar  hay que entender qué significa la palabra problema. La RAE recoge cinco acepciones:

  • Cuestión que se trata de aclarar.
  • Proposición o dificultad de solución dudosa.
  • Conjunto de hechos o circunstancias que dificultan la consecución de algún fin.
  • Disgusto, preocupación.
  • Planteamiento de una situación cuya respuesta desconocida debe obtenerse a través de métodos científicos.

Por tanto resolver un problema es hallar sin más la respuesta a una cuestión, descifrar ciertas incógnitas, lo que conlleva saber cómo actuar. Requiere responder a cuestiones sobre cómo, por qué, cuándo, cuánto, dónde…

Para sobrevivir en la economía digital y destacar frente a la competencia la pandemia ha mostrado a muchas compañías que no se pueden usar ni las metodologías de antaño, ni trabajar de la misma manera.

La digitalización de los negocios ha supuesto la necesidad de integrar nuevas habilidades en las organizaciones como el pensamiento crítico, flexibilidad, creatividad, la inteligencia emocional y sobre todo la resolución de problemas complejos.

Tanto el uso del análisis de datos, como el teletrabajo, son ya tendencias al alza en las empresas a partir de la emergencia sanitaria (Informe ‘Talent Trends 2020’ de Randstad).

El objetivo es comprender la situación, analizarla pormenorizadamente, y luego establecer un plan. Por tanto, los pasos para resolver un problema son:

  • Observar
  • Analizar
  • Decidir diseñando un plan o estrategia
  • Llevar a cabo acciones
  • Evaluar y revisar resultados

En definitiva, las empresas que apuesten por extraer valor a la información serán las que mejor se adapten a la ‘nueva normalidad’.

Prometeus Intelligent Data Suite es el perfecto aliado para encontrar soluciones adecuadas para tu negocio, ayudando a la gestión y la compresión de los datos de la empresa facilitando la toma de decisiones.

Se trata de una herramienta de Business Intelligence de fácil uso que permite acceder a la información de negocio desde cualquier lugar y dispositivo, capaz de aglutinar todo tipo de datos facilitando la toma de decisiones y ayudando a tener una visión más completa de la marcha del negocio, pudiendo corregir problemas y mejorar resultados. Un sistema de Información Estratégica adaptado a las necesidades y recursos del mercado actual.