Es posible identificar cuáles son las áreas problemáticas y canalizar los recursos en cualquier empresa, pero para conseguirlo hace falta hacerse preguntas y las respuestas siempre se obtienen en los datos.

Hablamos de hacer un diagnóstico de la situación o tener una foto fija para poder tomar acciones necesarias para mejorar la competitividad y la marcha del negocio.

Para lograrlo lo primero es identificar y tener una mejor comprensión de las áreas críticas de negocio y hacer un análisis pormenorizado de las mismas. Estas son habitualmente:

  • Finanzas
  • Ventas
  • Recursos Humanos
  • Marketing
  • Operaciones

La pequeña y mediana empresa a menudo tiene barreras a la hora de acceder a esta información crítica de negocio, sobre todo por la dispersión de los datos y la dificultad de hacer preguntas concretas y encontrar las respuestas adecuadas, extrayendo el valor oculto de la información.

La pequeña y mediana empresa a menudo tiene barreras a la hora de acceder a esta información crítica de negocio, sobre todo por la dispersión de los datos Clic para tuitear

En la mayoría de las ocasiones perder la perspectiva es lo habitual, ya que no hay tiempo para indagar en el origen de los problemas, solo cuando llegan los malos resultados. Evaluar los procesos empresariales o la situación financiera son ámbitos cruciales para la estabilidad y viabilidad de cualquier compañía, máxime en tiempos de incertidumbre.

Realizar una simple diagnóstico periódico de estos indicadores hará que los objetivos se consoliden permitiendo corregir errores y detectar acciones a mejorar.

La clave es cuestionarse la realidad detectando problemas  que se acometen en la gestión, evaluando los puntos clave para optimizar el desempeño de la compañía.

Preguntas concretas para un diagnóstico eficaz

Para que el diagnóstico funcione hace falta hacerse preguntas concretas:

  • ¿Qué clientes están creciendo o decreciendo?
  • ¿Qué vendedor cumple los objetivos y quién no llega?
  • Por zonas geográficas, ¿cuál es la más rentable?
  • ¿Qué campaña de marketing es la que mejor ha funcionado en los últimos seis meses?
  • ¿Conozco y controlo el coste y margen de cada tipo o línea de producto?
  • ¿Cuál es la rentabilidad de los recursos financieros?

Las posibilidades son amplias y del resultado del diagnóstico te ayudará a entender cuáles son las líneas de negocio más importantes de tu organización, comparar el desempeño actual, descubrir el grado de madurez de tu empresa, pero sobre todo podrás comprender lo que necesitas realizar y dónde, detectando lo que se está dejando de hacer, enfocando nuevos planes de acción.

La clave es cuestionarse la realidad detectando problemas que se acometen en la gestión, evaluando los puntos clave para optimizar el desempeño de la compañía Clic para tuitear

En definitiva DEFINIR, IDENTIFICAR, SELECCIONAR, COMPRENDER Y ACTUAR es lo que lleva a reducir incertidumbres, tomar decisiones en base a datos objetivos, comparar el desempeño y sobre todo saber si el camino que sigue la empresa conduce a la meta que se quiere conseguir. Prometeus IDS te ayuda a conocer mejor a tu empresa, reducir tus dudas para que puedas tomar mejores decisiones e impulsar el crecimiento de la empresa y alcanzar, en definitiva, la excelencia empresarial.